EE. UU. aprueba nuevo fármaco para las formas más mortales de tuberculosis

0
75
Una doctora (izda.) examina a un paciente con tuberculosis en el Hospital de Enfermedades Tropicales Sizwe de Johannesburgo el 5 de agosto. (© Michele Spatari/AFP/Getty Images)

Por ShareAmerica

Hasta hace poco, las personas que sufrían de tuberculosis con alta resistencia a los fármacos tenían pocas opciones de tratamiento y un mal pronóstico, pero un nuevo medicamento para las personas con los peores casos de tuberculosis está dando esperanzas donde casi no las había.

Desarrollada por científicos de la organización sin fines de lucro TB Alliance (Alianza para la tuberculosis) con sede en Nueva York, la nueva píldora se llama pretomanid. La Administración de Alimentos y Fármacos de Estados Unidos (FDA) ha aprobado su uso en conjunto con otros dos antibióticos: bedaquilina y linezolid; y las pruebas indican que el régimen de los tres medicamentos tiene una tasa de curación del 90 por ciento para los pacientes que sufren de las formas más mortales de tuberculosis.

El pretomanid es sólo el tercer medicamento contra la tuberculosis aprobado por la FDA en más de 40 años.

El nuevo tratamiento podría estar pronto disponible en todo el mundo, ya que la Organización Mundial de la Salud suele seguir el ejemplo de la FDA en la aprobación de nuevos medicamentos. La Organización Mundial de la Salud indicó que 10 millones de personas se enfermaron de tuberculosis en 2018 y que la enfermedad se cobró 1,6 millones de vidas.

La tuberculosis ha superado al SIDA como la principal causa infecciosa de muerte en el mundo, y aunque sólo una pequeña fracción de los pacientes de tuberculosis contraen la cepa más mortífera de la enfermedad, muy pocos sobreviven a ella. Pero el nuevo régimen de medicamentos, según la FDA, cura a la mayoría de estos pacientes en cuestión de meses.

Según la Organización Mundial de la Salud, se ha informado de casos de tuberculosis con alta resistencia a los medicamentos en más de 120 países, y en 2017 se registraron unos 558.000 nuevos casos, incluido un subgrupo más pequeño de pacientes con tuberculosis extremadamente resistente a los medicamentos, la cepa más mortífera a la que se dirige el nuevo régimen de medicamentos. Hasta ahora, el tratamiento prescrito era largo y complicado, y requería hasta ocho tipos de inyecciones y píldoras. Los pacientes a menudo morían mucho antes de completar sus ciclos de tratamiento.

La Alianza para la tuberculosis dijo que trabajará con la Organización Mundial de la Salud para acelerar la adopción de la combinación de tres medicamentos totalmente orales en países donde la tuberculosis con alta resistencia a los medicamentos es endémica, lo que podría ayudar a más de 75.000 pacientes cada año.

Comentarios