Denuncian violación de derechos humanos a personas de nacionalidad haitiana

0
57

Santo Domingo. El Observatorio de Derechos Humanos para Grupos Vulnerabilizados (ODHGV), denunció este martes que, desde el Ayuntamiento Municipal de Santiago, a través de la Policía Municipal y su equipo denominado Comando de Control Municipal, se están realizando arrestos arbitrarios en contra de ciudadanos haitianos. “Durante varias semanas hemos estado dando seguimiento a los arrestos que lleva a cabo  este Comando de Control Municipal, en los cuales se viola la dignidad y los derechos humanos de los nacionales haitianos, al subirlos a una camioneta como si estuvieran haciendo de agentes de migración. También son recurrentes las denuncias de que los policía municipales les roban el dinero de las ventas, que le incautan las mercancías y no les son regresadas”, denunció Juan Alberto Francisco, Coordinador Jurídico del Observatorio de   Derechos Humanos para Grupos Vulnerabilizados

Francisco también alertó que “muchos haitianos son arrestados aún teniendo sus documentos en orden, bajo la excusa de que están obstruyendo las vías públicas. Pero es curioso que en esos operativos solo arrestan a ciudadanos haitianos”.

Entre los distintos casos de violencia registrados por el ODHGV se encuentra “el ocurrido el 22 del presente mes, cuando el joven Wander Petite Chaulet, un estudiante de medicina, que se encontraba en los alrededores del centro Juan XXIII, en la zona sur de dicha ciudad, perdió la vida producto de un forcejeo que tenía la policía en el arresto a un motoconchista. Los agentes dispararon y este tiro le quito la vida al joven estudiante”, se lamentó Francisco.

El abogado y activista por los derechos humanos entiende que con estas prácticas se violan los derechos humanos, la constitución y las leyes de la República, así como los pactos internacionales de los cuales el país es signatario. “Es preciso establecer que no estamos en contra de que el Estado implemente medidas para prohibir o proteger la entrada de migrantes al territorio, pero esto no le da poder a las autoridades municipales de Santiago a convertirse en violadores de los derechos humanos de ninguna persona sin importar sexo, raza, color o nacionalidad”, explicó Francisco.

 

 

 

 

 

 

Comentarios