Algunas preguntas a Leonel Fernández

0
205

Por Miguel Espaillat Grullón New York, NY 19/7/2019

Preliminar: dedico esta entrega, principalmente a los cotuisanos que la Barrick Gold poco a poco está matando.

Señor Leonel Fernández:

1 – En su tercer periodo de gobierno, usted concedió a la Barrick Gold el infame contrato de 97 % de ganancia para esa empresa, quedando para el país un pírrico 3% que no da ni para cubrir la reparación a los daños ambientales, como son la reforestación y la rehabilitación de las cuencas hidrográficas que fuesen deterioradas, que en algunos casos son, hasta destruidas.

2 – Señor Fernández: En esta explotación, a esa minera canadiense con inversionistas estadounidenses – los Bush son uno de ellos – también usted le hizo otras concesiones que atentan contra los intereses de la patria, como es el caso de ponerle a disposición la presa Hatillo, para que use sus aguas (millones de galones diarios), gratuitamente.

3- Señor Fernández: como muchos dominicanos desconocen el valor y significado de esta presa, para ilustración en ese sentido, de inmediato procedo a dar algunos datos sobre esa gigantesca construcción, para que nuestro pueblo conozca la magnitud de su maligno entreguismo.

4 – La construcción de la presa de Hatillo se inició en agosto de 1977 y fue concluida en 1984, es decir 7 años después. La fuente de abastecimiento de esta presa es el río Yuna, cuyos afluentes principales son los ríos Camú y Jima y otros de menor importancia como los arroyos Las Avispas, Río Blanco, Masipedro, Yuboa, Hato Viejo, Maimón, Arroyón y Toreíto.

5 – Por aquellos años la construcción de esta presa costó 41 millones de dólares, sin incurrir en préstamos. Entonces, el dólar se cotizaba al 2 y algo más por uno, pero si esa obra se construyera en este tiempo su costo rondaría por los 500 millones de dólares. Además, esta construcción conllevó el desalojo de comunidades completas y la construcción de una nueva carretera (Piedra Blanca- Cotuí), debido a que la principal vía de acceso a la ciudad de Monción quedó bajo las aguas del embalse de la presa. Por ello, comunidades como Hatillo, El Plátano, Las Cruces, El 8 de Hatillo y Sabana del Meladito quedaron completa o parcialmente bajo las aguas del embalse que tiene un volumen de agua de 710 millones de metros cúbicos, un dique con una longitud de 1,8 km una superficie de 22 km² y una longitud máxima de 15 km, por lo cual es el lago de agua dulce más grande del Caribe.

6- Esta presa que almacena las aguas del río Yuna tiene múltiples propósitos, entre ellos, servir de control a las inundaciones que produce el rio Yuna, garantizar el riego de 198,612 tareas de tierra en su parte media, y 401,088 tareas en la parte baja. Pero sucede, que ahora, siete años después de la Barrick Gold haber iniciado sus operaciones, esas casi 600 mil tareas de tierra no pueden ser utilizadas en su totalidad para producir alimentos, debido a que las aguas para su irrigación han sido contaminadas con los químicos que la Barrick usa en la explotación del oro. De Aquellas tierras, las que se siembran hoy en día, ya no producen como antes, sino precariamente. Pero también, entran en el renglón de daños, todo el ocasionado a los miles de personas que han enfermado por afecciones hepáticas, estomacales, pulmonares y epidérmicas, por lo cual, miles han tenido que emigrar de su lugar de nacimiento, para salvar sus vidas, ya que ni de agua para tomar disponen, porque estas, han sido contaminadas.

7 – En esta tragedia, hasta el ganado ha mermado debido a fatales enfermedades que han penetrado sus cuerpos. De los árboles frutales, los lugareños dan cuenta que las naranjas hace años que no paren, y si acaso echan algunas, son especies raquíticas. Igual sucede con los frutos de todos los demás árboles y arbustos; y para más desgracia, ya la pesca en el lago y en los ríos dejó de ser una actividad para conseguir el pescado que servía como fuente de alimento y de actividad lucrativa. Por esta explotación minera, en cien kilómetros a la redonda, el aire se ha tornado irrespirable y el calor es cada vez más insoportable. En este territorio, los niños, las personas en general y los animales, están sufriendo de malignas enfermedades en la piel y en los órganos internos. En definitiva, en la provincia Juan Sánchez Ramírez, con tanto daño a su Medio Ambiente la vida se ha tornado inviable, en un infierno.

8 – Sobre el aludido contrato concedido a la Barrick, aún falta muchísimo por decir, por ejemplo, referir que la explotación de nuestro oro por la consabida transnacional, en un término de 30 años producirá entre 350 mil y 400 mil millones de dólares, una cantidad fabulosa de la que al pueblo dominicano solo le tocará el pírrico 3%, que tal como ya expusimos, el mismo se gastará en reparar los daños al Medio Ambiente. Si este contrato se hubiese refrendado por el 50 -50 como debe ser, hubiésemos podido pagar la totalidad de la deuda externa e interna y sobria un montón de dinero para ser destinados a la salud, educación, vivienda, etc.

9 – También es de lugar traer a colación las absurdas exoneraciones de impuestos arancelarios y fiscales concedidos a la Barrick Gold, como también hablar de los obscenos y extravagantes subsidios de combustibles que se les otorgan. Y si disertamos sobre la falta de control y fiscalización del Estado en lo relativo a lo que esa empresa extrae de nuestro suelo y en qué cantidad, “ahí es que la puerca retuerce el rabo”, porque no hay una explicación racional para estas irritantes concesiones. También es de lugar recordar, que Miguel Vargas como contratista, guisa en grande con esa empresa, y que el economista Andy Dauhajre, el jurista constitucionalista Eduardo Jorge Prats y decenas de periodistas bocinas, también reciben jugosos pagos de esa minera para hacer un trabajo sucio contra los sagrados intereses de nuestro país.

10 -También es propicio refutar en esta entrega, el criterio, de que con la construcción de Punta Catalina se ha dado el mayor soborno en el país (más de mil millones de dólares). Yo digo que eso no es cierto, porque esa cantidad resultaría pírrica si la comparamos con los miles de millones de dólares que el presidente Fernández y su gente recibieron como soborno para concesionarle a la Barrick Gold el susodicho contrato con los términos infames con que fue aprobado. Yo aseguro, que un negocio que implica un monto de 350 mil a 400 mil dólares de ganancia, 10 mil o más millones de dólares para soborno, es lo menos que la Barrick Gold pagó a quien hizo que fuera posible lograr una concesión tan absurdamente ventajosa.

11 – Señor Fernández: Las tantas evidencias de corrupción, revelan que el contrato concesionado por usted a la Barrick Gold ha sido una gran estafa que se ha traducido en un gran daño para nuestro país en términos económicos, Medio Ambiente y soberanía; además, cuenta en este renglón el severo daño a la salud física y mental producido a los que habitan en un radio de cien kilómetros a la redonda, medidos desde el epicentro en que opera dicha minera.

12 – Señor Fernández: ante tales evidencias, ¿Todavía usted sigue sosteniendo el criterio, de que ese fue un contrato modelo y de que en su elaboración y concesión solo primó mucha honradez y patriotismo?

13 – ¿Cómo usted podría demostrar que en la concesión de este contrato no hubo sobornos de por medio, tal como los hubo en los casos de Odebrecht, los tucanos, en la construcción de carreteras y otros? ¿Juraría usted solemnemente ante Dios por la salud suya y de sus hijos, que por la concesión de ese contrato usted no tomó ni un centavo por soborno?

Seguimos con otras premisas que dan pie a las interrogantes en cuestión.

14 – Es un hecho comprobado, que usted señor Fernández, aplicó a nuestro país el neoliberalismo elaborado por los imperialistas del norte, entre ellos los magnates de Wall Street, cuyo seguimiento actualmente se los están dando un grupo de poderosos que se hacen llamar cristianos (Donald Trump, Mike Pence, Mike Pompeo, John Bolton y otros), que hipócritamente oran todos los días, haciendo honor al dicho aquel que dice: “a Dios rogando y con el mazo dando”, porque no se detienen en apelar a sangre y fuego para saquear a nuestra América Latina con el asunto de las privatizaciones. A gente como esa, usted le vendió todas las empresas del Estado a precio de vaca muerta, con lo que usted perjudicó enormemente el patrimonio nacional estratégico. Entre esas fechorías de las privatizaciones, cuentan el descuartizamiento del CEA y las empresas de CORDE, y la fatal privatización de nuestro sistema eléctrico. Para más, 700 millones de dólares, por los cuales se vendieron esas empresas, tampoco se sabe su destino.

15 – Señor Fernández: en interés de limpiar su reputación, ¿podría usted explicar a nuestro pueblo donde están esos 700 millones de dólares? ¿También, y por el mismo interés, podría usted revelar donde fueron a parar los 125 millones de dólares del préstamo Sunland? Pero también, díganos, ¿hubo o no, sobornos en la compra de los tucanos?

La sobrevaloración de las obras construidas en los gobiernos de Fernández.

16 – Es bien sabido que todas las obras construidas por el Estado en el gobierno del PLD han sido sobrevaloradas de manera obscena. Esa práctica se llevó a cabo en gobierno del señor Fernández a través de la Oficina de Ingenieros Supervisores de Obras del Estado (OISOE), en consonancia con el ministerio de Obras Públicas. Como se recordará, ambas instituciones fueron dirigidas por dos capos de capos, OISOE, por Félix Bautista, alias el gato (un hijo putativo de usted señor Fernández), y Obras Publicas por Víctor Diaz Rúa, otro felinos empoderado y protegido suyo.

17 – Entre las sobrevaluaciones aludidas, hubo casos que dan grima. Por ejemplo, las autopistas, que en Europa y Estados Unidos se construyen a un costo entre 180 mil y 200 mil dólares por kilómetro, usted señor Fernández la construyó a un costo entre 5 y 6 millones de dólares. En este sentido, la construcción del parqueo de la UASD, la construcción del Metro y la compra de los vagones fueron sobrevaluados al doble. También fueron sobrevaluados al doble, la remodelación del palacio de Bellas Artes, el edificio de la Suprema Corte, el edificio de Imposdom, la catedral de San Juan, la presa de Monte Grande, los puertos, aeropuertos, elevados y carreteras que se hicieron en cualquier parte del país. En este mismo orden, las compras y contrataciones del Estado, también fueron sobrevaluadas exponencialmente, para alguien robar muchos millones con la anuencia de usted señor Fernández, siempre y cuando le entregasen la coima de lugar. Hasta los cónsules tenían que entregarle a usted un porciento de sus entradas, si es que querían permanecer en el puesto. Pero además, en este rosario de ladrocinio, ¿cómo usted explica que la carretera Santo Domingo-Samaná haya sido construida con una inversión de 150 millones de dólares para sacarle 5 mil millones de dólares de ganancia? ¿Cómo usted explica el asunto del peaje sombra, que fue añadido por usted al contrato que refrenda esa carretera?

Fernández y sus hijos

18 – Señor Fernández, usted fue tan pobre, tanto como lo fue Trujillo en sus orígenes. Pero mire que paralelismo; usted se ha hecho multimillonario desde la presidencia de la República, tal como se hizo Trujillo. Los hijos de Trujillo, especialmente Radhamés, Ramfis y Angelita, vivieron una vida de lujos y derroche con el dinero que el sátrapa le robaba al pueblo dominicano. ¡Pero que desgracia!, ahora los hijos de usted andan por Europa (tal como lo hicieron los hijos de Trujillo), dándose la vida de jeques árabes, con el dinero que usted (su padre), ha sustraído del pueblo que con su voto lo llevó al poder.

19 – Señor Fernández, ¿cuál es la razón de esta coincidencia de usted con Trujillo en el trato con sus hijos? ¿Cómo es que usted, de tan pobre ha venido a ser uno de los hombres más ricos de América Latina? ¿Es cierto que Félix Bautista y Víctor Diaz Rúa, son sus testaferros? Pero también, díganos la razón por la cual a donde quiera que usted va le vociferan y vocalizan, ladrón, ladrón, ladrón… ¿y por qué, en ciertos círculos internacionales se le tiene como uno de los presidentes más corruptos, que en los últimos tiempos ha gobernado a un país latinoamericano?

Fernández y el narcotráfico

20 – La relación de usted señor Fernández con el narcotráfico es harto conocida. En ese ilícito, usted hizo trató con narcotraficantes y lavadores de activos de grueso calibre. Quirino Ernesto Paulino Castillo, Oscar Ezequiel Rodríguez Cruz, José David Figueroa Agosto, Nelson Solano y Arturo del Tiempo Márquez, son algunos de los que fueron sus socios del bajo mundo. Su bronca con Quirino por el tumbe de 200 millones de pesos, es de dominio público, como también su relación con Nelson Solano, un individuo al que usted le había adjudicado contratos por más de 5 mil millones de pesos. Hablo del narcotraficante que hoy está preso en USA por delitos mayores de narcotráfico.

Señor Fernández: ¿Es esta reseña un invento de sus enemigos para perjudicarlo?

El señor Fernández Petrocaribe y FUNGLODE

21 – Con Petrocaribe, usted señor Fernández acumuló con maneras mafiosas cientos de millones de pesos; y a FUNGLODE, usted la ha usado cómo lavandería de activos. En este capítulo, siendo Radhamés Segura el administrador de la quebrada CEEE, le traspasó 10 millones de pesos de los fondos de esa empresa eléctrica a la lavandería FUNGODE. Y Félix Bautista dirigiendo a OISOE, le hizo una transferencia a FUNGLODE de 45 millones de pesos en solo una semana. También los ingenieros contratistas del Estado, bajo chantajes y otras presiones, tuvieron que cantearse con FUNGLODE con millones, so pena, de que si no lo hacían caerían en desgracia con usted, señor Fernández. Hasta la planta eléctrica de emergencia para uso en FUNGLODE, se la regaló Quirino.

Fernández, un malísimo estadista

22 – Señor Fernández, usted como presidente fue fiasco. Usted no resolvió ni uno de los problemas del país, al contrario, los agudizó. Usted no hizo nada por mejorar la educación, ni la salud, ni la vivienda, ni para frenar la indeseada inmigración haitiana y otras, al contrario, fue irresponsable, indiferente, la permitió, se hizo el chivo loco, ante la misma. Usted abandonó el campo y privilegió las importaciones para hacer negocios millonarios en base a ella. Usted hipotecó al país con excesivos prestamos, con la agravante, de que gran parte de ese dinero cayó en sus manos y en los bolsillos de sus testaferros. Por esta vía, también usted empeñó la soberanía de nuestro país. Con usted de presidente, aumentó la delincuencia, la inseguridad ciudadana, el narcotráfico y exacerbó las desigualdades sociales y con ello la pobreza extrema que se disparó a niveles inimaginables, debido a las perversas políticas de Estado implementadas por usted.

¿Ahora me dirá usted, que estas acusaciones no son ciertas, que lo calumnio?

Leonel Fernández ante Juan Bosch

23 – La comisión de fechorías contra nuestra República Dominicana a cargo de usted, señor Fernández, es kilométrica, por lo que, para cumplir con la brevedad que exige un artículo, la paramos aquí, para terminar con algunas reflexiones en torno al tema.

En vida, Juan Bosch decía: “El PLD es un partido de organismos y de gente que piensa, de gente seria, de gente responsable, de gente patriota”.

“El poder sin una base moral, es una fuerza destructora”.

“Los dominicanos saben muy bien que si tomamos el poder no habrá un peledeista que se haga rico con los fondos públicos; no habrá un peledeista que abuse de su autoridad en perjuicio de un dominicano; no habrá un peledeista que le oculte al país un hecho incorrecto o sucio o inmoral”.

Señor Fernández, con esta larga cola que le arrastra, ¿aún piensa usted que pertenece a esa categoría de hombres probos que alude Bosch?

24 – Señor Fernández, frente a las evidencias que lo desenmascaran a usted y a su círculo, dejando al descubierto que vos sois un gran simulador e impostor, y que cuando se defiende de las muchas acusaciones de corrupción y perversidad de que es objeto, usted replica con una retórica ensamblada de sofismas. Ante esta situación solo me resta abordarlo con las preguntas siguientes:

¿Todavía puede usted sostener, que es un hombre honrado, tanto como lo fue el profesor Juan Bosch?

Señor Fernández, ¿aún usted está creyendo que nuestro pueblo se tragará el cuento de que la vida de lujo que usted y sus hijos se dan, es con dinero que por millones le donan ciertos amigos suyos? Pero, si ese fuese el caso, como nadie da tantos millones de “molongos” a cambio de nada, entonces ¿a cambio de que, le dan esos amigos suyos tanta plata, sin ser mono? ¿Baila usted para ellos, o ellos para usted?

25 – Señor Fernández, ¿realmente usted está creyendo, que el pueblo dominicano da crédito a la defensa que usted hace de su honradez y patriotismo? ¡Si así lo cree, pare de creerlo! Ya usted a pocos engaña con esa retórica, que la sabemos artillada con falsos argumentos y elaborada con subterfugios y vacuidades. Por ejemplo, nadie le está creyéndole a usted cuando dice que no entró en la política para buscar cargos, sino para servir al pueblo. Tampoco nadie le cree que su oposición a la reforma de la Carta Magna no es una lucha de poder, sino por valores y principios que definen la democracia y que tienen que ver con los límites al ejercicio del poder político”. Señor Fernández, usted es un hombre desalmado y un cínico de siete suelas. Usted y sus acólitos, se han convertido en un peligro nacional.

26 – Para finalizar me dirijo a los generales y coroneles retirados, y a los miles de militares y policías también retirados con rangos menores, que han hecho actos públicos para dejar constancia de su apoyo al expresidente Fernández, para que después de que hayan leído esta entrega, y que en consecuencia ya ilustrados de que Leonel Fernández es un simulador, un entreguista, una persona sin probidad, me contesten la pregunta siguiente: ¿Seguirán todos ustedes con el laborantismo político para que el Fernández de marras vuelva a ocupar la primera magistratura del Estado, una posición desde la cual, hizo tanto daño a nuestra patria?

Al señor Leonel Fernández, a sus seguidores, a los militares pensionados que los apoyan, a mis amables lectores y al pueblo en general, les dejo la palabra.

Comentarios