Cámara Británica de Comercio realiza encuentro entre Mujeres Líderes

22
Luciliana Pérez, Hortensia Pérez, Lucy Doughty, Sharon Cabral, Anyarlene Bergés, Mari Pili Díaz y Francesca Ortiz

El desayuno conversatorio tuvo como invitada especial a Lucy Dougthy, CEO de The Doughty Family Foundation

SANTO DOMINGO.- Dentro del marco del mes de la Mujer, la Cámara Británica de Comercio de la República Dominicana (BritChamDR) realizó el conversatorio “Invertir en la educación es también invertir en mujer”, el cual tuvo como invitada especial a la señora Lucy Dougthy, CEO de The Doughty Family Foundation, una institución comprometida con la educación.

Las palabras de bienvenidas estuvieron a cargo de la señora Sharon Cabral, vicepresidenta ejecutiva de BritChamDR, quien afirmó que la educación no es solo un derecho básico de la niñez, sino que brinda habilidades y conocimientos para desarrollarse como adultos, y les ofrece las herramientas para conocer y ejercer sus otros derechos.

Dijo que BRITCHAMDR auspicia este encuentro con mujeres destacadas en sus respectivas áreas, tanto del sector público como del privado, para poner sobre la mesa la necesidad de que todas puedan sumarse a la conversación con propuestas, ideas e iniciativas para trabajar juntas, a fin de fortalecer la educación en la temprana edad y la formación continua de las mujeres dominicanas.

“La educación permite abrir puertas, tener libertad, salir de la pobreza, aprender habilidades sociales y emocionales vitales para la adolescencia y la adultez”, reiteró.

Mercedes Carmen Capellán, Anyeralene Bergpes, Lucy Doughty, Francesca Ortiz, Sharon Cabral

A su entender, el objetivo más importante es lograr equidad y empoderar a mujeres, sin embargo, siempre existirán factores que obstaculicen lograrlo y esto solo mantiene a mujeres y niñas en estado de vulnerabilidad y de pobreza. “Por esto, debemos intentar ofrecer educación a temprana edad que les permita tener un objetivo, participación económica y oportunidad socioeconómica”.

La señora Cabral abogó por la implementación de un programa de educación sexual integral en las escuelas del país.

A seguidas, en una amena e interactiva conversación, Anyerlene Bergés, directora de la Cámara Británica de Comercio en nuestro país por INICIA, profundizó en la realidad social de la población femenina dominicana e invitó a todas y cada una de las mujeres a formarse y prepararse profesionalmente.

Miosotis Rivas, Dilia Leticia Jorge Mera, Anyarlene Bergés y Vilma Arbaje

Explicó que desde BritChamDR se promueven estos espacios para concientizar la igualdad de género. “De acuerdo con la plataforma de desarrollo humano lanzada recientemente por el programa de Naciones Unidas el país pierde un 43% de su potencial de desarrollo humano por inequidad de género, en consecuencia, no vamos a crecer si no generamos la inclusión necesaria; y para lograr una verdadera participación de la mujer, es necesario su inclusión económica porque no existe la equidad para la mujer si no forma parte del aparato productivo de la sociedad”.

De igual manera, instó la necesidad de que los programas educativos incluyan el Science, Technology, Engineering and Mathematics (STEM) “Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas” para lograr que nuestras niñas se interesen y tengan espacios en estos sectores.

De su lado, Francesca Ortiz, directora de la Cámara Británica de Comercio en nuestro país por Pernod Ricard, presentó en reseña a Lucy Doughty, la invitada especial de la actividad, al tiempo de afirmar que Doughty es una mujer que vive llevando aliento a los más necesitados, especialmente a la niñez en diferentes partes del mundo. “Su obrar a través de la organización The Doughty Family Foundation, tiene su eje fundamental que se enfoca en apoyar el desarrollo de la educación, el arte y la niñez en la República Dominicana, específicamente, y trabajan un poco más en las áreas de salud, el ámbito académico y el abuso infantil”.

Mercedes Carmen Capellán, Anyarlene Bergés y Amelia Deschamps

Finalmente, Doughty proclamó que la igualdad de género no es solo un derecho humano fundamental, sino la base necesaria para un mundo próspero y sostenido. “Hemos tenido avances en las últimas décadas, pero no estamos en camino de alcanzar la igualdad de género porque ningún país ofrece igualdad de oportunidad para las mujeres, quienes aún tienen que enfrentar grandes obstáculos en la fuerza laboral”.

Este encuentro tuvo una representación multisectorial con mujeres del sector público y privado, algunas de ellas, que representan áreas tradicionalmente dirigidas por hombres, como es el sector de seguridad, minero, deportes, entre otros como educación, sector público, entre otros.

Fue un diálogo entre distintos perfiles de mujeres a través del cual se busca concientizar la importancia de la inversión en la mujer en términos de educación, y consecuentemente, en el apoyo de emprendimientos para su independencia profesional y económica. Es decir, que exista una intervención integral de distintos grupos de interés que pueda garantizar una educación que permita generar cambios significativos.

Es importante destacar que durante el conversatorio se resaltó el término “sororidad” como fraternidad o hermanamiento entre mujeres, basado en el respeto, solidaridad, comprensión y empatía. Un concepto va mucho más allá de una “amistad entre mujeres”, se basa en una unión que tiene como base principal la igualdad, a fin de crear redes de apoyo que impulsen cambios en la sociedad.

El desayuno conversatorio contó con la presencia de Miosotis Rivas, directora general de la Oficina Nacional de Estadística; Dilia Leticia Jorge, viceministra de Innovación, Transparencia y Atención Ciudadana de la Presidencia; Lía Díaz, senadora de la provincia de Azua; la empresaria Lucille Huellemont, así como la Karateca María Dimitrova, alzaron su voz para expresar desde sus distintas esferas las iniciativas que están diseñando e implementando en sus áreas, empresas e instituciones para ir cambiando el panorama de la equidad y empoderamiento de las mujeres.