Bitacora de futuro: Una Carta Señor Tiempo

48

Por Bayardo Quinto Núñez

Sólo en el precipicio muchas personas evolucionan en sentido contrario o en el idóneo, conforme a sus intereses. Con el pasado ya no hay nada que hacer, eso es una tumba ejemplar desfasada, es mucho mejor pensar e idear para el futuro para ir logrando un mejorado desarrollo integral de los tiempos.   Ni es medio batalla es toda la guerra. En el transcurso de la vida nos vamos enterando que la gran mayoría, hablan sandeces, algunos irrespetan, otros simpatizan y muchos quieren verte destruido, a esos o esas hay que darles pasada, pues, lo hacen porque son personas insignificantes, frustradas, ello literalmente les contenta. No es falso, es cosa cierta y determinada.

Ciertos (as) susodichos (as) jamás volverán a buscarte, les falta sensatez, madurez, para aceptar el hecho que te hicieron daño, y no lo merecías. Son mediocres, porque creen que volverse a comunicar contigo, se están dictando su propia sentencia. Estos (as) viven martirizados por el resto de sus vidas.

A estos mediocres les fascina arruinar caminos que no son de su potestad, de esos (as) hay que cuidarse. Los que nos o desean maledicencia, les ofrezco larga vida, así seguirán viendo todo lo que nos proponemos. La vida es larga, y no es remoto que en determinado momento del tiempo te veas en la misma circunstancias, es una ley de la vida irreversible.

Empero, la adversidad es lo mejor  que  ha podido suceder, nos permite ir descodificando, y es lo mejor para bien o para mal que puede suceder a cualquier persona, y en la persona que nos convertimos después de todo esto, eso se vuelve un hermoso milagro. Todo en la vida cambia, pasa y seguimos en el camino de la vida mientras Dios Todopoderoso nos preste vida.

Un día me dije: de ahora en delante a lo que fue mi silencio le voy a dar su emolumentos, y aplicaré la ausencia a mi ausencia, y al respeto con el amor de respeto, entonces me dicté una sentencia: de aquí en adelante me retribuiré a mi mismo. Aunque quizás nadie es feliz debajo de escombros, pero  creo si se puede ser, pero muchos son felices con tus desgracias, pero no hay que hacerles caso, obviar y/o ignorar es mucho más provechoso.

De tal suerte, es idóneo eliminen de sus vidas a todas las personas que mienten, porque es  falta de respeto ser mentiroso, que se traduce en ser falsario, y aunque el amor no se ve, pero la fe lo hace aparecer. Entonces, con nuestras ¡ARTES DE CULTURA! que practicamos, que sean felices los que quieran, pues es un privilegio tener la oportunidad de hacerlo y saberlo. Empero, muchos no servimos para ser mala persona y, nos pueden lastimar decenas de personas de manera que lo quieran hacer, aún así  seguiré teniendo un buen corazón,  para desear lo mejor para “esos y esas”.

En consecuencia, por mucho que se extienda la tormenta, el Sol, la Luna, Estrellas, el Cosmos,  los Cielos y todo ser viviente allí siempre están dando lo mejor, y  brillan hasta lo más recóndito, aprendamos de ellos, que sin egoísmo, envidia, odio, venganza, en todos los tiempos nos alumbran el camino, nos dan todo lo mejor de ellos, sin costo monetario alguno.

Por otra parte. Es una inmensa realidad, si supiéramos todo lo que arguyen en nuestra ausencia, estoy seguro que no sonreiríamos a la gente. La medicina es, dejar pasar el tiempo para en el momento que decida el tiempo, nos veamos frente a frente. Aunque, por mi corazón pasan que, te sucedan buenas cosas, pero como eres protervo (a) nunca será posible.

Es bueno sonreírle a la vida, y que nadie se aproveche para arrebatar la alegría de vivir y de hacer lo que satisface.  Evitar conversaciones incómodas, es más sabio, a contrario sensu, evolucionas en el precipicio según tus conveniencias.

Biodatos de Bayardo Quinto Núñez, ESCRITOR, PINTOR Y MÚSICO. Nicaragüense (Bayquinú)

https://linktr.ee/artesyredes