Bitácora de futuro: Enaltecen o derrumban

47

Por Bayardo Quinto Núñez 

El mundo no sólo es Pohesía, es más, es un Cuento, Novela, Minicuento, Teatro, Música, Danza, Canto, Pintura, y etc., todo es una escritura o movimiento completo (a) y nacen para enaltecer o hundir, y  jamás son de momento, tienen un valor inmenso y poder como el silbido de la misma vida y del viento milenario que va dejando estelas  poderosas por todos los caminos, incluso, así como pueden construir, también pueden ocasionar una catástrofe, en lo menos que aparezca una millonésima de segundo, o pueden llevar paz, tranquilidad, terneza,  alegría o tristezas.     Sus palabras, movimientos son inductoras de bien y de errores irreparables. Se puede cometer un crimen de lesa cultura con el manipuleo y palabrero.    Las palabras, La Cultura De Las Artes son materia producida por la materia, que de previo deben pasar por todos los recovecos de la mente, son toda una sociedad bien constituidas, intuitivas e inmersas en las sociedades, no son flores que adornan, es imaginación, ideas pensamientos traslaticios así:     No existe tal inocencia, es un lenguaje de terneza, de construir, paz, pero también puede llevar otros caminos de actividad peligrosa.    Con un solo plumazo, movimiento, grandes castillos pueden derrumbar, por eso hay que tener cuidado con el lenguaje de la palabra escrita, pues, escarba y escarba para el futuro, bien sea para bien o para mal, siendo igual con La Cultura De Las Artes, las cuales son una potencia mundial, peor que una bomba atómica o nuclear.      Que esté mal desaparezca, jamás porque es como pretender detener caiga la lluvia, nieve, ni que el tiempo se detenga o que no muramos algún día, inclusive, si  se corta una flor nacerán otras, o que al mar se le agote el agua o sus especies marítima, que dejen de existir los problemas, que dejen de existir los gobiernos en todos los ámbitos, tales como: el gobierno del hogar, familia,  calle, trabajo, empresas, amigos, enemigos, hipócritas, egoístas, malintencionados, maldad, bondad, el hambre, miseria, faltante de trabajos, incomprensión, delincuencia y sus permenores en todas las direcciones, la guerra, el dinero. Pensar que, todos estos gobiernos desaparecerán, sería ingenuidad ni siquiera pensarlo es idóneo, por eso es conveniente disfrutar en su medio lo que se tiene, y no desear lo ajeno, envidiar, eso corroe hasta los tuétanos.     Hay que reflexionar, por el bien personal y común, viendo hacia el futuro.   Quizás algún día precluyan todas esas maledicencias, pueda ser con el anuncio de la trompeta final, sólo  Dios sabrá.      Siempre hay una esperanza.    No veo el ocaso de la Cultura de las artes, pero puede ser fallida para otros.     No se avizora su final, aunque sea tormentoso, rudo su andar por las trápalas insertas de destinos inciertos cobijados con sofismas, que pretenden extraer sus mieles de noche, día y en todos los tiempos. Sin duda sus penas incumplidas me dijistes: vida o muerte no te debo, ni me debes, nunca estaremos en paz aunque fuese eterno el invierno o el verano, siempre será vida aquí o allá, en ambos se hace vida, cultura y etc., provechosa, o con tecnicismo invertido hacia el derrumbe procaz.

Biodatos: Bayardo Quinto Núñez, Escritor, Pintor, Músico y Licenciado en Ciencias Jurídicas y Sociales.

https://linktr.ee/artesyredes