AIRD destaca los aportes e innovaciones de la minera FALCONDO

135
Presidente AIRD - Celso Juan Marranzini

El presidente de la empresa anunció inversiones por más de RD$150 millones en un proyecto para producir níquel utilizado en la fabricación de baterías de vehículos eléctricos

Santo Domingo. En República Dominicana se está demostrando que es posible el ejercicio de una minería responsable y sostenible, que satisfaga a las generaciones presentes proporcionando desarrollo y bienestar y que no sacrifique a las generaciones futuras. Es el caso de FALCONDO, adquirida en el 2015 por Americano Nickel y cuyos aportes fueron expuestos por la empresa en el Desayuno Temático de la Asociación de Industrias de la República Dominicana (AIRD) con el título “FALCONDO, innovación y expansión para el desarrollo”.

Celso Juan Marranzini, presidente de la AIRD, indicó que, a pesar de la crítica situación de la empresa en el 2015, esta es hoy un referente “por sus aportes de explotación minera respetuosa de las mejores prácticas internacionales, sus aportes a la transición hacia una economía verde, así como sus vínculos con las comunidades vía las Mesas Redondas, en que las que se discuten las necesidades de los comunitarios y se ofrecen soluciones”.

Al hacer uso de la palabra, Ioannis Moutafis, presidente y gerente general de Falcondo, explicó que en la empresa asume la innovación como uno de los pilares de su operación lo que les ha conducido a duplicar la producción de la planta. Entre las técnicas citada habló del “minaje selectivo” con el cual han logrado una mayor eficiencia y mejor desempeño en su meta de reforestación, conduciendo a cierres de clase mundial.

Presidente FALCONDO- Ioannis Moutafis

“Impactar positivamente a las comunidades donde operamos es otro de nuestros grandes legados ”, indicó. En ese sentido, la empresa genera más de 2,200 empleos directos (el mayor empleador de la Provincia Monseñor Nouel). Y como ejemplo de su respeto del medio ambiente dijo que fue la primera minera de ferroníquel del mundo en obtener la certificación ambiental ISO-14001, la cual ha mantenido desde 1999.

Anuncio
Moutafis anunció la implementación de un proyecto para extraer el tipo de níquel que se necesita para producir las baterías de los autos eléctricos. Con una inversión que superará los US$150 millones, este proyecto no solo ayudará a la creación de 500 a 800 nuevos empleos adicionales, sino que además pondrá a República Dominicana en el mapa de países que ayudan a salvar el planeta a través de la revolución verde de la movilidad eléctrica. En este caso se utilizará un subproducto existente de la planta y que demandará mucho menos energía.

El CEO de la empresa estuvo acompañado de Edwin Deveaux, vicepresidente de Falcondo; así como de los ejecutivos Nikolaos Dimopoulos, Pablo Gonzalez, Ioannis Koufopoulos y Nicolás Vargas.

“La minería es una gran aliada para impulsar el desarrollo sostenible del país, no solo porque genera riquezas, empleos y mejora la vida de sus comunidades de incidencia, sino por un factor más importante: porque permite diversificar las fuentes de ingreso para continuar con la reactivación de la economía. Y eso debemos seguir apoyándolo”, concluyó.

 

SHARE