¿Qué sería del mundo sin música?

129

Por: José Luis Ortiz Güell

Santa Cecilia, patrona de poetas, músicos e invidentes.

¿Qué sería de nuestro mundo sin la poesía, sin la música? Películas memorables como Casablanca, Love Story, Memorias de África sin  sus memorables bandas sonoras; trayectos sin hits sonando en la radio, como “Sabor latino” (https://www.youtube.com/watch?v=SxDP9SmzAS)  ó “Si no supiste amar” (https://www.youtube.com/watch?v=jChVS48xBD4 ); niños llorando sin su nana, pues no pueden calmarse; el día de los cumpleaños sin  su himno.

En definitiva, un mundo carente, vacío de melodías, armonías e interpretación musical.

Algo impensable, un mundo triste y gris. La música es algo fundamental en esta vida y nuestro mundo es la herramienta de la solidaridad, de la unidad, del compromiso.

Es la única herramienta de la que disponemos para derribar todo tipo de fronteras, políticas, de raza, sociales y nos une en la distancia. Ese instrumento que hasta los sordos pueden disfrutar, sentirla, emocionarse, leerla a través de sus vibraciones.

Es el camino que nos conduce a la emoción, al amor.

Nuevamente la gran artista, solidaria donde esté, ¡una voz magistral que recorre Estados Unidos, Centro América, Sudamérica y medio mundo como es Gabriela Franco nos vuelve a emocionar con la versión del famoso tema “Me!” (https://drive.google.com/file/d/1KEmRwZBBPEr203PyPpbovADplxqIf5z1/view?usp=sharing), de la famosisíma Taylor Swift, junto al destacado músico y cantante Joel Murillo,  hermano de Eduardo Murillo, Director de la prestigiosa E-Music Productions (https://www.facebook.com/EMusicPro/ ) y que se lanzará en todas las plataformas de streaming, y estrenará, oficialmente, el 22 de noviembre, en conmemoración del Día Internacional de la Música.

Un nuevo éxito en la carrera de estos dos grandes artistas internacionales. Un tema que habla de la individualidad de cada uno de nosotros y que Gabriela Franco, con la música, este talento que ella domina y que usa para proclamar y entregarlo a los demás como un canto a la felicidad y al amor, ha sabido versionarlo con estilo propio.

Gracias a ambos por ese maravilloso regalo que nos ofrecéis a todo el mundo.

 

SHARE