Cualquiera puede producir noticias e historias destacadas

82

Por Roberto Veras. –

Hoy en día hay munícipes malvados que escriben en Internet, me refiero a los llamados “periodistas” que tienen un don con las computadoras, pero no entienden ni se pegan a las reglas estándar del periodismo.

A su vez, estos escritores salvajes son expertos en desacreditar, cortar y pegar textos periodísticos, pero no en los modos creativos o estándar de escribir un buen reportaje para un periódico.

Por lo tanto, lo que ahora tenemos en línea son usuarios de computadoras, programadores, diseñadores web, ingenieros de software, analistas de sistemas y todo tipo de “expertos en tecnología, que escriben contenido utilizando sus propias reglas o falta de reglas al producir reportajes.

Eso es similar a tomar a un albañil y pedirle que se siente en el cargo de ingeniero; de hecho, estos aficionados suelen producir una especie de mensaje de texto de formato largo, que es el material plagiado de otros sitios.

Muchos aficionados a la comunicación han convertido un sitio web en una fuente de ingresos para los propietarios, está bien, pero ¿qué pasa con el contenido? ¿Quién escribe el contenido del sitio web?

La era digital ha afectado al ámbito de los medios de comunicación, los cuales están presentes en las Redes Sociales y se reinventan y crecen continuamente con nuevas herramientas y servicios para aprovechar al máximo las ventajas, los atractivos y los valores añadidos que proporcionan las Tecnologías de la Información y de la Comunicación.

Por ejemplo, los Periodistas Profesionales tiene un “Código de Ética” del que la mayoría de los enganchados a periodistas nunca han oído hablar.

El Código cubre las redes sociales con estas pautas:

1.Distinguir entre promoción y reportaje de noticias.
2. El análisis y los comentarios deben estar etiquetados y no tergiversar los hechos o el contexto.
3. Evitar conflictos de intereses, reales o percibidos.
4. Mantenerse libre de asociaciones y actividades que puedan comprometer la integridad o dañar la credibilidad.

En un mundo donde los lectores de todo el mundo pueden leer instantáneamente cualquier cosa que se publique en línea, puede significar que todo el concepto de periodismo ha cambiado.

Entonces, lo que tenemos ahora con contenido en línea es un ejército creciente de escritores “Para-Profesionales” que compiten por trabajos de reportajes que alguna vez requirieron algo de capacitación y experiencia, al parecer, cualquier persona sin conocimientos periodístico puede producir noticias e historias destacadas, pero, ¿y la calidad?

Finalmente, el profesional de la información debe servirse de herramientas tecnológicas para poder desarrollar su trabajo con mayor comodidad y utilizar estos canales de difusión sin descuidar la ética profesional y un lenguaje adecuado en la transmisión de la información.

 

SHARE