Consejo de Defensa del ex Procurador afirma que la libertad de su cliente no pone en peligro la investigación

59

Señala medida de coerción viola los derechos constitucionales del investigado

Santo Domingo. El presidente del Consejo de Defensa del ex Procurador Jean Alain Rodríguez, Lic. Gustavo Biaggi Pumarol, consideró que debe realizarse la debida biopsia de este caso para desmontar las falacias establecidas en la solicitud de medidas de coerción.

El jurista se expresó en esos términos, al referirse a la prisión preventiva de 18 meses que fue impuesta a su defendido, quienprácticamente está condenado a pesar de no haber sido juzgado, bajo las falsas premisas que se han divulgado y el criterio que tiene la opinión pública, por lo que entiende que se deben dar a conocer las informaciones pertinentes, para que la ciudadanía pueda llegar a sus propias conclusiones.

“En el país se está dando la tendencia de que los investigados son juzgados primero ante el tribunal de la opinión pública, carente del conocimiento de los expedientes, de las pruebas y del debido proceso. Es una tendencia peligrosa, que compromete y amenaza las decisiones judiciales, poniendo en riesgo los derechos constitucionales de los ciudadanos”, añadió Biaggi.

Señaló como un hecho atípico que previo a su arresto, el ex Procurador Jean Alain Rodríguez no recibiera ninguna citación para ser interrogado, cuando otros imputados, en el mismo expediente – que hoy se encuentran libres- fueron objeto de 6, 7 y hasta 8 citaciones de la PEPCA. “En el caso de Jean Alain no existió siquiera un requerimiento de que se presentase ante el PEPCA”, señaló Biaggi.

Enfatizó que “en este caso tenemos un ciudadano al que le han dictado una medida de coerción de 18 meses, que es la más gravosa que pueda haber, sin ningún rigor de prueba indiciaria. ¿Qué diferencia tiene un interno que es investigado de un condenado? La presunción de inocencia se volatiliza. El ex Procurador es una persona a quien se le imputan hechos que aún son objeto de investigación, sin embargo, en la actualidad está purgando prisión, más bien a título de pena.”

Asegura que la libertad de su cliente no implica peligro de fuga y tampoco de destrucción de pruebas, ya que las depositarias de las alegadas evidencias son las propias autoridades, o sea la Procuraduría General y la PEPCA. En tiempo oportuno, la defensa se enfocará en la revisión de la medida, reiterando como ya lo hicieron, todas las garantías necesarias que permiten a su cliente esperar el desenlace de la investigación, en el estado natural de toda persona que no ha sido condenada, que es la libertad.

SHARE