Ana Anka: «Es tan difícil hablar del amado en pasado»

71

La poeta los conoce a ambos con plenitud. De distintas maneras pero reunidos en la literatura, Félix Núñez Beauperthuy y Nómar Oporte están vivos en esta creadora Nuestroamerica y venezolana, nacida en Perú y a quien hemos querido entrevistar para Todasadentro, en medio de esta séptima edición de la Bienal que homenajea al vate monaguense Núñez Beauperthuy.

-El escritor Núñez Beauperthuy brinda su nombre como epónimo a una Bienal de Literatura que fue impulsada, desde sus inicios, por el también escritor Nomar Oporte. Tú, que conoces muy bien la obra de ambos autores, ¿Qué semejanzas encuentras entre ellos?
-Las semejanzas entre ambos es el amor a la patria, la matria, al decir Nómar Oporte: ´no habrá esclavos de nadie entre hijas e hijos del Libertador, porque así lo determinó al señala Bolívar: donde existe la esclavitud, es negada la dignidad humana, y averguenza a todos los que dicen ser misericordiosos o comprometidos con los débiles y vulnebles del mundo’ (Portal Bolivariano en Ciudad Maturín, marzo del 2017 y el poeta Núñez Beauperthuy en su Romance del Libertador: ( … ) no es tierra mía la tierra/en que Bolívar no está,/más que en mármoles o en bronces,/en amor y majestad.

El sueño, devenir de la Matria Patria grande es un continuum arrancado a los imperios con gestas del pueblo y los escritores y las escritoras conscientes en su praxis ideológica conocen el vientre de la bestia y es casi imposible desarticular esos mundos y al contrario el Arte y la poesía es revolución, dínamo humanista ante el poder de la guerra neo colonialista, de las Bases de guerra in crescendo en el mundo; mientras distraen con la pandemia ‘las Bases de guerra establecidas en el mundo por los Estados unidos, ampliado ahora su presupuesto militar, con la complicidad y abierta participación de la Comunidad Europea, Otan, además de los países que en Nuestramérica mantienen bajo su hollado territorio estas absurdas garras de quienes pretenden doblegar a nuestros pueblos, como en el caso de Colombia…(Portal Bolivariano, marzo 2017) y toda esta maraña arácnida es una realidad porosa en nuestra vida cotidiana ‘la mano que mece la cuna’, adormece en el arte y cultura. El poeta Núñez emigró a Santiago de Chile al ganar una beca en 1914, para estudiar en la Escuela Normal José Abelardo Núñez, en plena dictadura Gomecista y Nómar siempre en la mira de los cuerpos de seguridad ´de la democracia de los años 70′ se resiste con cientos y miles de jóvenes contra las injusticias del pacto de punto fijo… nos cuenta en sus crónicas: en el año 1973 reingrese al PRV antes, más joven, a finales de los 60 tuve participación en las filas del Fln-Faln, aunque mi actividad fue en el ámbito propagandístico. Participé en los inicios del movimiento político Ruptura y ese año por supuesto fue muy cruelmente viva la historia de lo acontecido con Noel Rodriguez, ya otros muchos habían desaparecido, o si aparecieron sus cadáveres arrojados en cualquier lugar, con muestras de torturas inflingidas por sus agresores, miembros del Sifa o la DIM o de cualquier otro cuerpo dedicado a combatir la insurrección y hasta las manifestaciones más simples del pensamiento progresista y en general del pueblo humilde.. .Bien son terribles estas narraciones que no serían posible seguir, el asunto es que la vida es un terremotico y el tsunami de los ochenta, que prácticamente le expulsa, y emigra a oriente, a la tierra de las Avanzadoras y de ‘Nuestro poeta´´, a la cuna adeca, del Sócrates de monagas: Alfaro Ucero, Piñerúa y cuna de presidentes y ministros, con una una universidad hecha a si imagen y semejanza; donde todo se movía a control remoto, porque eso de arte y cultura era sifnificativo por sus aportes económicos y el pueblo moría en la intemperie con malaria y desnutrición. El migrante poeta graduado de maestro no consigue empleo y su amiga la maestra poeta Gabriela Mistral le aconsejaa al joven poeta internarse en la provincia y le refiere a la ciudad de Concepción con apenas 22 añitos, es todo un latin lovers venezolano en tierras australes y trabaja en un liceo con muchas limitaciones y poco a poco se forja y la escritura, la poesía, el dolor del desarraigo, valores y admiración al insigne Andrés Bello, Bolívar, al Mariscal Sucre le mantienen. El escritor Oporte trabaja en las organizaciones de los barrios, con clases de Paulo Freire, cine clubes…sumando quehaceres diversos del arte y por supuesto como todo un ser sensible, noble y justo era imposible que se quedara y adaptara al medioevo monaguense. A más de tres décadas es Un caraqueño oriental a quien llamaban Cultura, el señor de la cultura, Cañas, así pues, sus cenizas reposan en el río Guarapiche, caseríos, y la montaña de Caripe y todavía la gente lo ve caminando con su macuto y cámara en mano y al poeta Núñez se le honra en su memoria con su libro galardonado en el bienio 1951-52, con el premio Nacional de literatura con su libro El Poema de la Tarde al ser publicado en su tercera edición en el año 2012, por la Fundación Cultural Neoana y puedan los niños y niñas compartir y recitar. Su ciudad natal, Boquerón en Maturín, fue cuna cultural, y con un busto del poeta y una plaza, cerca de la casa(allí funciona una escuela) del poeta, se trata de mantener su memoria. Y todo esto es posible porque los sueños son compartidos con escritores, poetas y la gente de a pie solidaria y digna que entendió que la independencia, autonomía se construye y se ejerce y logra todos los días, en un proceso arduo espinoso, culebrero y más aliento de la poesía, el alma, espíritu y con seres de carne y hueso que nos acompañan desde nuestras Ancestras y Ancestros, Libertadores, Avanzadoras, Poetas…

-La obra de Félix Armando, pese a su promoción y está Bienal, sigue siendo poco conocida ¿A qué crees que se deba esto hoy? ¿Qué haz leído de su obra? ¿Qué puedes recomendaros, en esta oportunidad, para conectarnos con su literatura y el espíritu poético de la Bienal?

-He tenido la dicha de leer toda la obra del poeta Félix Armando Núñez Beauperthuy, sus ocho libros: La voz íntima (1919); La luna de otoño (1919); Corazón abierto (1922); Canciones de todos los tiempos (1943); Moradas imprevistas (1945); El poema de la tarde (1952); Poema filial (1953) y su libro de ensayos, Fastos del espíritu (1954) gracias a su sobrina Elsa Núñez de Zamora y sobrino Dionisio Núñez Garantón.

Las bibliotecas carecen de la obra del poeta y solo tenemos publicado El poema de la tarde, en su tercera edición, por la Fundación Neoana para el desarrollo Integral de las Artes, 2012 Monagas, Venezuela, desde su segunda edición en el año 1964 y gracias al taller literario permanente Félix Armando Núñez y al Noticiero RM de la Radio Maturín al medio día, pudimos con el Programa Notas Culturales irradiar la obra del poeta. Se hicieron gestiones con la Gobernación y Alcaldía para que se publicara la obra completa, pero se fue posponiendo por problemas políticos y económicos, entonces los libros fueron devueltos a su familia y las fotocopias se mantuvieron y algunos fueron digitalizados.

En vista a los costos económicos se logró un acuerdo con la Alcaldía de Maturín para realizar una antología de los libros de poesía a cargo del poeta Eduardo Embry, quien estaba animado y luego no se pudo contactar, se hizo la selección con el equipo de poetas del Taller literario permnente, se pidió apoyo al Ministerio del poder popular de la cultura, a la imprenta del perro y la rana de Caracas, se presento un proyecto de investigación para viajar a chile con la amiga de Concepción Carmen Hernández. Realmente sería justicia sacar del olvido a este gran poeta monaguense, que reposa para ser descubierto como le pasó al gran poeta José Antonio Ramos Sucre (tio maestro, descendiente del Mariscal de Ayacucho)

Para nosotros es una necesidad que se conozca la vida y obra literaria de este gran escritor desconocido que recrea la venezolanidad, errancia, desesperanza , amor a su patria ; fue Decano de la Facultad de filosofía y educación, profesor de Literatura, profesor de Estética literaria de la Universidad de Concepción y miembro del cuerpo directivo de la revista Atenea (creada en 1924). En estos tiempos de transformación los valores espirituales son la armadura de las personas y sus poemas le cantan a la vida en sus diferentes facetas desde la esperanza ante la destrucción de las guerras mundiales que vivió, ante la implosión tecnólogica desarrolla unos poemas coloridos y ecológicos. Nos enseña dar gratitud a todos los momentos de la vida, y a la tan ansiada paz y justicia social: «lo que siempre has buscado vanamente,/lo que sueñas y nunca se efectúa:/claro Bien que en verdad se perpetúa,/armonía inmortal, paz permante./justicia pura, clima transparente/de un alma en que Dios mismo se insinúa,/el Ser que hacia la Nada no fluctúa, /definitiva luz siempre presente»…(El gran tesoro los valores)

-¿Hasta cuándo se pueden consignar trabajos para concursar en esta Bienal?

-Recuerda poeta que, desde el año 2019, el Centro Nacional del Libro (Cenal), a través del Ministerio (MPPPC), la Casa de las letras Andrés Bello se encargan de todas las Bienales Nacionales y culturales y en estas seis Bienales Nacionales lanzadas en todo el territorio de la República bolivariana de Venezuela nos sentimos llenos de júbilo y esperanza ante esta motivación creadora y de estímulo. Se encargan de la organización con un cronograma de fechas, certificaciones, monto económico y las publicaciones de las obras premiadas. También determinan los jurados y reciben las obras al único correo establecido para cada evento.

En cuanto a la VII Bienal Nacional de literatura Félix Armando Núñez del estado Monagas, está pautada en Ensayo literario de versión libre, con un mínimo a concursar de 60 páginas, hasta el 30 de julio de 2021 y son enviados al correo bienalfelixarmandonuñez@cenal.gob.ve

Desde el día 5 de julio que nos convocan comenzamos a articular esfuerzos con el gabinete de cultura de Monagas, el colectivo literario TinteMoriche, la Fundación cultural Neoana para masificar la invitación a las escritoras y escritores de todo el territorio Nacional, y en especial en Monagas, Maturín, cuna del poeta. En el marco del Bicentenario de la Batalla de Carabobo realizamos tertulias literarias via digital, programas de radio www.topradiohd,com, afiches, publicaciones sobre la vida y obra del poeta para generar y motivar la fiesta literaria abierta a todo público, una especie de micrófono abierto, para leer poemas, contar anécdotas, crónicas y ensayos del poeta en su VII Bienal, como la que arrancamos este pasado lunes 12 de julio, a partir de las ocho de la mañana y por tres días consecutivos. También El libro El poema de la tarde está en su cuarta edición vía digital y pronto será compartido.

Para la Fundación Neoana para el desarrollo integral de las Artes, el taller literario permanente Felix Armando Núñez y el colectivo Editorial Tintemoriche nos da un respiro que hayan asumido el monto del concurso y las publicaciones de la obras ganadoras, poque el trabajo mendicante desde que era regional en las tres áreas de poesía, ensayo y narrativa era ardua conseguir el premio y la publicación, desde el 2010 y ya antes la Fundación en Caracas con la Editorial La Hoja de la Calle, del cual Nomar Oporte es fundador con el amigo poeta Angel Malavé, hacíamos trabajos culturales en la Gran Avenida, espacio de magia y poesía al ritmo del jazz, con libros a la salida del Metro, justo frente a Pro-Venezuela ( libro crónicas del Bestiario. La Mezquita de los Qurdos) Entonces el veredicto de la VII Bienal Nacional la darán a conocer en sus respectivas fechas estipuladas y las conoceremos por la página web del CENAL

-Permíteme cerrar con una pregunta muy personal e intimista: ¿La obra poética de Félix Armando Núñez Beauperthuy contribuyó al acercamiento de los corazones de Ana y Nómar?- ¿cómo? Cuéntanos una anécdota alusiva.

-Nomar y yo no nos conocíamos, a pesar que teníamos amigos comunes y… ‘hasta que te conocí’ quedamos impregnados para toda la vida, hasta que se marchó físicamente, y continúa siendo motivo de inspiración para mí, del colectivo Editorial TinteMoriche, La Batería de poetas Avanzadoras y mucha gente del medio cultural que supo apreciar al ser tan y tan ‘demasiado humano’ que siempre nos reviven, y más ahora en esta pandemia, crisis ambiental, de valores… Éramos percibidos como un equipo y es cierto, porque desarrollamos una amistad infranqueable y fue mi ‘corruña’, analista, motivador y primer oyente de mis escritos. Un equipo en permanente resistencia con actitud amorosa, festiva, reflexiva y crítica. Nómar fue un caballo de batalla en la conformación de organizaciones y en persona. A pie recorria aldeas y huequitos del estado Monagas con esa magia indescriptible al susurro del navegar los ríos y compartir con los hermanos de los pueblos originarios (Guarao, Chaima, en sus territorios sagrados). Abandonamos todo como los migrantes al venir de la ciudad al campo tenebroso del dominio adeco y nos montamos con más fuerza en aunar luchas con el pueblo bravío, cultores, campesinos, artistas… y nos sobrecogió conocer la montaña del Turimiquire, donde funcionaba el TO antiguerrillero de Cocollar, (los cerros nos hablan y toda las cadenas de los Andes y el cóndor son avatares que me me remontaban al paso de los Andes), de los guerrilleros torturados y asesinados, de los cruentos Tigritos y esos ecos, como las páginas de los libros, las siento y la irreverencia me subyuga (cerquita al oído las palabras cariñosas y tiernas me forjan cual acero).

Nómar, en su última semana de vida, escribe los Nanocuentos bajo los efectos de la morfina y se ríe de si mismo con su clásico humor negro. Esta máquina creativa, justo en fecha exacta del 17 de junio de 2017, organizábamos como nunca, a todo trapo, la V Bienal Nacional Literaria Félix Armando Núñez, con el auspicio y en la sede de PDVSA la Estancia de Maturín, en Boquerón. Terminada en los tres días nos solicitan cooperar con recitales, porque se celebraría el Día del padre, yo me opuse porque estaba más delgado y su hiperactividad en el trabajo, casi adictivo, me preocupaba siempre y le invocaba a descansar, dormir y comer, pero él insistía, con el equipo, en trabajar y coordinar los recitales, regalos, cenas, (no sabía que era su última fiesta del día del padre). Mi objetivo era preguntar si la alta gerencia había aprobado la obra completa de los libros o al menos una parte, y nuestra decepción era saber que teníamos que seguir esperando, per secula secolorum en reino de la burocracia… Recuerdo que inicié el recital, mejor dicho me subieron al estrado inmenso de luces supra destellantes, inicio con el poema al padre del poeta Juan Gelman, con las chicas de la Batería de poetas Avanzadoras (retomamos ese espíritu de lucha, asumiendo el arma de Juana Ramírez, su conciencia histórica, la cultura como instrumento liberador, feminista y anti imperialista; estuvimos en pleno en el décimo festival mundial de Poesía, el 18 de junio del 2013). Cómo no haber renacido en Caracas, en sus brazos ante la implosión del Cono sur, y como no ser una limeña tropical amante del tambor, mango, cazabe, gusanos de moriche; él siempre fue el propulsor de esta Batería de poetas Avanzadoras. En las noches, al cierre del evento, me causaba estupor que nada había en torno a la publicación y los jefes eran cambiados y a empezar todo de nuevo…

Nos repetíamos a coro: lo que no se conoce ni se siente ni se entiende y cómo van a amar tanta bellezura ‘’nuestro poeta’’ que permanece en el olvido y nos regañábamos al haber agotado los libros del Poema de la tarde, en escuelas y colegios en los cuales siempre organizábamos el mes del Escritor y la Escritora, con algunas fotocopias de los libros (se extraviaron). Él nació el 28 de noviembre de 1897 y acompañaba a su insigne admirado Andrés Bello. Así pues, por segunda vez nos planteamos viajar a Chile (fue rechazado un proyecto de investigación en torno ‘’la ruta del poeta’’) para conocer al sobrino del poeta, a quien se le hizo varias entrevistas y nos contó sobre la vida en Santiago de Chile, enfermedad, lecturas, escritos inéditos (el poeta publicó hasta 1954 y hasta el día de su fallecimiento pasaron casi dos décadas hasta el 16 de mayo de 1972) ellos vivieron los antedentes y el golpe militar al presidente médico Salvador Allende). Nos desternillaban eventos masivos supra millonarios y nada para los libros, ‘’siempre en consulta’’.

Y no era posible que cada dos años se esperara que sea ´’descubierto’’ por un ultra crítico y asi, mi amigo Iván, la mecha dialógica nos revolucionaba el seso y necesitamos, que el pueblo lector conozca y se sensibilice con la obra del gran pedagogo y poeta de talla nacional y universal .

Fuimos motivados por las entrevistas y decidimos comprar los pasajes para la época de verano ( a Nómar nunca le gustó el frío) y yo aprendí a controlar mi termostato, (excepto el rocoto), e ir al camino de ‘’la ruta del escritor’’con el apoyo de la amiga incondicional, artista plástico y ensayista, Carmen Hernández. La estadía en Concepcion y en Santiago estarían solventados por los contactos de familia del poeta. Pero, un extraño dolor en el hombro izquierdo de Nómar se hizo más fuerte, cuando estuvimos en los 450 años de la fundación de su amada Caracas, y eso sería el inicio fulminante del cáncer pulmonar… y en ese proceso, testiga de la extinción del cuerpo, la masa muscular con la conciencia lúcida y tranquila del amado, a quien más nunca volvería a tocar y acariciar. Se preocupaba que retomara la depresión, me cuidó desde su lecho de agonía o ambos dos, como decía siempre y aún siento ese cuido. Me decía: ‘’vas a vivir mucho para escribir y seguir escribiendo’’ y yo solo quería desaparecer… y no sé como renací en brazos de mi madre Pilar en Perú y comence a escribir de nuevo hasta cuando no sé… Gracias poeta Iván por estas preguntas y, especialmente, por esta última, que hasta la luz se fue todo el día. Gracias por la ayuda y ordenar mis recuerdos e hilar con mucho dolor… Es tan difícil hablar del amado en pasado y es toda una vida bien vivida al ser correspondida y haber descubierto el amor mutuo y a la desaparición física queda el amor inmortalizado en otras formas invisibles y solo son sentidas por las almas amantes.

Iván Padilla Bravo /

Caracas – Costa Rica

Fotos: Cortesía A.A.

Fuente:  https://todasadentrosemanario.wordpress.com/2021/07/13/ana-anka-es-tan-dificil-hablar-del-amado-en-pasado/

SHARE