Barrick Pueblo Viejo condena la violencia de quienes impiden el diálogo constructivo y abierto

115

Santo Domingo, 29 de abril de 2021. En Barrick Pueblo Viejo fomentamos el diálogo transparente y el respeto de todas las opiniones. Dialogar nos permite intercambiar puntos de vistas y conocer la realidad del otro.

Basado en lo anterior, hace aproximadamente 1 mes llamamos a un diálogo abierto, constructivo y participativo con algunas comunidades a los fines de compartir informaciones sobre la extensión de la vida de la mina, clarificar desinformaciones que han sido diseminadas y escuchar a los participantes exponer sus preocupaciones, dudas, sueños y necesidades.

Lamentamos que un grupo de personas violentara el derecho constitucional de otras interesadas en participar de forma pacífica en este diálogo. Cientos de personas de las comunidades fueron amenazadas por este grupo y 15 autobuses de comunitarios con interés en participar en el dialogo fueron detenidos, limitándoles el derecho al libre tránsito. La democracia fue totalmente violentada por esos individuos, afectando a toda la comunidad.

Condenamos este hecho violento en donde este grupo de personas agredió, insultó y amenazó no sólo a nuestros colaboradores y colaboradoras, sino también a cientos de ciudadanos interesados en escuchar sobre la empresa.

No obstante, seguimos creyendo en el diálogo. Los violentos siempre encontrarán de parte nuestra una mesa de diálogo y una silla vacía que espera por ellos. Estamos convencidos que son más las cosas que nos unen que la que nos separan.

Nuestro compromiso es crear valor a largo plazo y seguir contribuyendo con el desarrollo social y económico de las comunidades cercanas a nuestras operaciones y la República Dominicana. Hacemos minería responsable, estamos comprometidos con la salud y seguridad de las comunidades, con nuestra fuerza laboral, con el respeto por los derechos humanos, el medioambiente y operamos de una manera ética e íntegra. Hoy fuimos agredidos, insultados y se violentó nuestra democracia y el libre uso de la palabra, así como el derecho a expresar la verdad ante las múltiples distorsiones que se han vertido sobre nuestra empresa.

Ante los hechos anteriores, decidimos posponer el diálogo para una nueva ocasión, siempre dejando la puerta abierta para que todos los interesados participen, pero en el marco del respeto y la cordialidad, como nosotros y los 2,400 empleados dominicanos y dominicanas que conforman la familia Barrick Pueblo Viejo, siempre lo hemos hecho.

 

 

SHARE