Reflexiones de un padre sobre el aprendizaje en situaciones de crisis y la tecnología que puede ayudar

102

Autor: Jason Quesada, Gerente Global de Marketing de Redes Sociales, Avaya

Ese brillo en sus ojos no está ahí

Como maestra de preescolar y educación especial, mi esposa tiene más paciencia en su meñique que la mayoría de las personas que conozco tienen en todo su cuerpo. Está acostumbrada al movimiento y al bullicio de los niños en el aula, eso es lo que eligió cuando decidió que ésta sería su carrera. Pero no esto. Debido al COVID-19, ahora entra a una escuela vacía y enseña de forma remota a niños de tres y cuatro años de forma aislada durante horas y horas. La primera semana de clases, su grupo de alumnos celebró tres cumpleaños. Mi esposa estaba sentada en su escritorio con un sombrero de fiesta, cantando sola en voz alta. “Es descorazonador verlos sentados frente a una pantalla todo el día”, me dijo. “Sus amistades están disminuyendo. Ese brillo en sus ojos no está ahí”.

Como su esposo, sé que, como profesora, esta experiencia es desalentadora para ella. Ya no existen esos “millones de pequeños momentos” que dice que son necesarios para conocer a cada alumno a nivel personal. La interacción cara a cara que le apasiona se ha ido. “El aprendizaje a distancia nunca será lo mismo que la escuela real, pero tenemos que hacer todo lo posible para seguir adelante”, dijo. “Nuestros estudiantes nos necesitan”.

No poder hacer lo suficiente

Como padre que trabaja tiempo completo desde casa, el aprendizaje remoto puede ser igual de desafiante desde el otro lado de la pantalla. Nuestros hijos, de 10 y 13 años, a menudo se aburren sentados frente a una computadora todo el día. Tengo la impresión de que sus profesores no se atreven a desafiarlos porque no están allí en persona para ver qué está ocurriendo. Tampoco puedo ver lo que está pasando a cada momento ya que de 9 a 5 (si no, más) paso en una habitación separada usando mis propias herramientas de colaboración remota para hacer el trabajo. Me pregunto ¿cuánto tiempo de pantalla han tenido los chicos en cada dispositivo? Trato de asegurarme de que estén empleando su tiempo de manera productiva, pero no es mucho lo que realmente puedo hacer.

Eso es con lo que más he estado luchando; la sensación de no poder hacer lo suficiente por mi esposa e hijos cuando sé que sus experiencias podrían ser mejores. En mi trabajo como Gerente Global de Marketing de Redes Sociales en Avaya compartir historias de cómo las empresas están creando experiencias que importan utilizando nuestras soluciones de comunicación y colaboración. Acabamos de compartir una historia asombrosa de un director de escuela que hizo la transición de todo su grupo de estudiantes a un programa de aprendizaje en línea en una semana utilizando la solución de colaboración en equipo y reuniones de video basada en la Nube, Avaya Spaces. La adopción fue simple para los maestros y los padres, y la escuela no perdió el ritmo con su plan de estudios planificado.

Mientras tanto, mi esposa tuvo que pasar por 30 horas de capacitación antes de que comenzara el nuevo año escolar. Se espera que utilice varias plataformas diferentes para realizar un seguimiento de las tareas y organizar su plan de estudios. Solo se creó una cuenta de videoconferencia para su clase, lo que hace imposible la creación de grupos pequeños o programas de educación individual (que son cruciales para sus estudiantes de educación especial). Me dijo que, si no hubiera sido por su amistad con el administrador de TI de la escuela, se estaría asfixiando.

Obtenga todo en un solo lugar

Con Avaya Spaces, podría crear “espacios” infinitos para abordar prácticamente todas las necesidades de los estudiantes y las aulas. Podría crear un “espacio” separado para que los estudiantes tuvieran reuniones individuales donde poder compartir cierta información que no pertenece a toda la clase y los asistentes de instrucción también pueden unirse. Podría tener diferentes “espacios” abiertos simultáneamente para monitorear a diferentes estudiantes o grupos de estudiantes (esto es algo por lo que ella dice que sus colegas que enseñan en grados superiores morirían). Los estudiantes mayores podrían usar la aplicación para teléfonos inteligentes Avaya Spaces para moverse a un aprendizaje más interactivo y a los maestros y los padres también pueden usar la aplicación para estar al tanto de las actualizaciones de sus hijos 24×7.

El aprendizaje digital puede ser muy interactivo y abrir nuevas puertas y oportunidades para ver, hablar y trabajar con otros estudiantes y profesores. Lo que nuestros niños están experimentando en este momento es “aprendizaje de crisis”. De ninguna manera estoy sugiriendo que tenga todas las respuestas, pero como alguien que depende en gran medida de Avaya Spaces para hacer su trabajo, sé que la plataforma facilitaría mucho la experiencia de educación en línea para mi esposa, mis hijos y muchos otros. Esta situación está impulsando una nueva era de innovación en la educación en donde soluciones como Avaya Spaces estarán en el centro. No hay excusa para que los distritos no innoven y puedan crear experiencias que sean realmente importantes para nuestros maestros, niños y familias.

¡A todos los padres como yo, sigan adelante! A todos los maestros (incluida mi increíble esposa), sepan lo respetados y apreciados que son durante este momento desafiante y complicado. Permanezcamos unidos y sigamos creando experiencias significativas, dentro y fuera del aula.

Obtenga más información sobre Avaya Spaces para educación y solicite una prueba gratuita aquí.