Nuevo no. 1 en RD

261

Por José R. Núñez Corona

Sin lugar a duda a partir del 16 de agosto del 2020 esperamos un nuevo presidente,  un nuevo estado, un nuevo gobierno y un nuevo panorama político.

Tendremos un nuevo renacer como país para que todo cambie para mejor, un nuevo comienzo para que desde el estado las cosas se hagan bien,  y para que se trabaje con un sentido de excelencia,  pulcritud, transparencia y sobre todo con el fin de hacer una nación fuerte y justa para todos.

Tendremos una nueva esperanza para una nación  que ha sido azotado por todos los gobiernos “democráticos” desde la revolución del 1965 hasta la fecha.

Lamentablemente la corrupción ha  sido el común denominador de todos los gobiernos desde el derrocamiento del profesor Juan Bosch.

Todos  desde la oposición han ofrecido villas y castillas, pero cuando están en el poder solo le han dado migajas con propósito populista al pueblo para perpetuarse en el poder.

En la oposición no creen en la reelección, pero cuando  están en el palacio la reelección es lo mejor para el país.

Esperamos que el nuevo número uno dé señales de un verdadero cambio desde el primer día en la toma de posesión;  y por fin se acaben los negocios desde el estado, las comisiones mal habida (y bien recibidas), los contratos grado a grado, el abuso de poder, el nepotismo, la compra de comunicadores, la feria de privilegios para los que están en puestos de poder, la falta de transparencia en las instituciones del estado   y sobre todo el populismo que amarra a la clase baja a una vida de miseria e ignorancia.

El nuevo número uno encontrará un escenario no deseado, con una economía difícil de encampanar, pero los retos son para enfrentarlos, y esperamos que sea quien sea el nuevo número uno venga con el suficiente valor y vigor para enfrentar la situación.

Para finalizar le deseo todo lo mejor al que venga, y esperamos que sea en buena lid, y como dice el libro de los libros:

Esfuérzate y sé valiente, porque tú serás quien reparta a este pueblo, como herencia, la tierra que juré a sus padres que les daría.  Pero tienes qué esforzarte y ser muy valiente. Pon mucho cuidado y actúa de acuerdo con las leyes que te dio mi siervo Moisés. Nunca te apartes de ellas, ni a la derecha ni a la izquierda, y así tendrás éxito en todo lo que emprendas. Josué 1:6-7